Autos eléctricos, el futuro

Alebrijes en Cuadratines

Autos eléctricos, el futuro

Adrián Echeverría

Autos eléctricos, el futuro

Tecnología

Enero 24, 2023 20:53 hrs.
Tecnología Estados › México Estado de México
Adrián Echeverría › El Informador Analítico

114 vistas

La empresa petrolera Shell, una de las mayores multinacionales del mundo, que durante décadas ha desarrollado sus actividades en los sectores petrolíferos y del gas natural, en particular en refinación de gasolinas, ya empezó a modificar su tendencia para dejar atrás el negocio de los hidrocarburos y recanalizar sus actividades hacia los vehículos eléctricos.
Ahora trabajará en colocar cargadores para vehículos eléctricos, tanto en estaciones de servicio, centros comerciales y restaurantes, así como en casas u oficinas de los conductores de este tipo de modelos; es decir, se prepara para su transformación y dejar atrás el uso de combustibles de origen fósil para ahora apostar por la electricidad.
Shell, anteriormente era Royal Dutch Shell, una empresa británica de hidrocarburos originaria de Países Bajos, considerada como una de las mayores multinacionales del mundo y una de las cuatro más grandes del sector petrolífero, junto con British Petroleum, Exxon Mobil y Total. En 2009, la revista Fortune la clasificó como la empresa con mayor caudal monetario del mundo; para su edición del 2011, quedó en segundo lugar, solo detrás de Walmart.
También tiene su aspecto negativo: una investigación desarrollada en 2019 demostró que Shell, con emisiones de 31.95 mil millones de toneladas de CO2, equivalente desde 1965, fue la compañía con la 7ª emisión más alta del mundo en ese período. Además, vendió al gobierno de México en 600 millones de dólares, la refinería Deer Park, en Houston, Texas.
Según las autoridades nacionales con esa adquisición, más la construcción de la refinería en Dos Bocas, Tabasco, y la modernización de las ya existentes en el país, cumplirá la promesa de ser autosuficientes en el abasto de gasolina y, presuntamente, a bajo precio.
Y es que ante lo que consideró como ’políticas agresivas’ las adoptadas en Estados Unidos, en especial en California, tras el anuncio de que a partir del año 2035 estará prohibida la venta de vehículos a gasolina, por 169 millones de dólares adquirió recientemente a Volta, una de las principales redes de cargadores para autos eléctricos.
A pesar de la intención de varios gobiernos europeos así como China y Estados Unidos, de eliminar las emisiones de los motores de combustión a gasolina en los próximos diez años, debido a que durante décadas han comercializado millones de modelos a gasolina, estos seguirán circulando hasta el fin de su vida útil, lo cual no se puede precisar cuándo sucederá, aunque sin descartarse que mediante alguna decisión de gobierno se pueda prohibir su uso.
Por todo lo anterior, ¿cuál sería el panorama para México? Entrevistado recientemente, por Expansión, Sergio Pérez Ettedgui, gerente de movilidad de Shell México, señaló que en nuestra nación hoy día no existen apoyos fiscales para adquirir vehículos eléctricos, aunque la tendencia existente es impulsada por las empresas de consumo masivo, del llamado e-commerce, que renuevan sus flotas de vehículos con modelos eléctricos.
Explicó el directivo de la multinacional: ’Estamos teniendo contacto con estas flotas en México para entender sus objetivos de reducción de huella de carbono. Muchas empresas nos han manifestado su necesidad de realizar una transición energética, así que más temprano que tarde esto va a llegar (la electrificación)’.
Pero según cifras de la Industria Nacional de Autopartes, hoy día existen 1,189 estaciones para vehículos eléctricos, concentradas principalmente en la Ciudad de México y en varias de los estados de Jalisco y Nuevo León y de acuerdo con varios fabricantes de vehículos, como Hyundai, calculan que al menos se necesitan tres mil estaciones como una forma de alentar la masificación del uso de vehículos eléctricos.
Ante el desarrollo en México de las políticas de electrificación, Pérez Ettedgui dijo que "Shell estará listo. No solamente porque trabajamos de la mano con la industria manufacturera, sino porque ya tenemos esa experiencia ganada, de lo que pasaba en Asia y Europa, y de lo que estamos haciendo ahorita en Norteamérica’. Subrayó: ’Sí va a pasar, el tema es cuándo, pero cuando pase estaremos ahí, para soportar el desarrollo de la transición energética.’
Incluso precisó que en la búsqueda de nuevas alternativas de movilidad, varias empresas consideran al hidrógeno como una oportunidad, tendencia que ya considera Shell, que cuenta con una estación exclusiva de este tipo de combustible en Los Ángeles desde 2018.
Por último el gerente de movilidad de Shell México dijo que aún no ven fuertes pasos hacia la adopción del hidrógeno en el país, sin descartar que en algún momento coexistan las electrolineras, despachadores de gasolina y de hidrógeno en una misma estación de servicio.:
Así mientras empresas, como Shell, prevén las nuevas formas de generar combustibles más amigables con el ambiente, en México el gobierno federal está orgulloso por la compra de la refinería de Dee Park, de la construcción de Dos Bocas y de la rehabilitación de la existentes para seguir procesando hidrocarburos, como sucedía en el pasado Siglo XX.
Desafortunadamente al invertir en la explotación y refinación de petróleo, la actual administración federal no anticipa lo que nos depara el futuro a corto plazo y de no considerarlo, para cuando las empresas automotrices ya no fabriquen unidades que se muevan a electricidad en vez de gasolina, entonces ya será muy tarde para adaptarse a las nuevas circunstancias.


Ver nota completa...

Escríbe al autor

Escribe un comentario directo al autor

Suscríbete

Recibe en tu correo la información más relevante una vez al mes y las noticias más impactantes al momento.

Recibe solo las noticias más impactantes en el momento preciso.


Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.